Colombia está en riesgo de perder más de 7 mil especies de flores

Foto: David Haelterman.

Al menos 7.500 especies de flores están en algún de amenaza según un informe de la revista Semana. Colombia en la actualidad cuenta con al menos 30 mil especies.

Alberto Gómez, quien es el presidente de la red de Jardines Botánicos de Colombia, señala que el dato más preocupante es que del número de especies amenazadas, cerca de 6.000 son endémicas, en decir que solo nacen en territorio nacional.

Según el experto, esto quiere decir que es muy difícil recuperar aquellas plantas que solo habitan Colombia, por lo que hace un llamado a parar la tala de árboles, uno de los principales enemigos de la biodiversidad.

En este sentido, Colombia podría perder su puesto como uno de los lugares con mayor biodiversidad del planeta.

Gómez afirma que muchos se preocupan por el glifosato, cuando el mayor problema es la deforestación que anualmente se lleva 300 mil hectáreas, es decir que cada minuto se pierde media hectárea.

“El país se está quedando sin biodiversidad”, afirma.

Una de las formas para conservar las flores es a través de los jardines botánicos. En la actualidad existen 21 y hay 2 en proceso de consolidarse, uno en Ocaña y otro en la Universidad del Norte, en Barranquilla.

Cada uno de los jardines tiene su particularidad. Por ejemplo, el de Mocoa cuenta con cerca de 500 plantas consideradas con facultades curativas, utilizadas por etnias amazónicas.

También hay jardines botánicos en Caldas, Tolina, Pereira, Bogotá, Medellín, Quindío, así como en Bahía Solano, Quibdó y Cartagena, entre otras ciudades.

En total, en estos lugares, se conservan cerca de 5.000 especies.

Gómez también lamenta que no hayan recursos suficientes para aumentar el número de jardines, así como los recursos necesarios para llevar a cabo expediciones e investigaciones.

Las palmas son una familia numerosa y está en peligro. Colombia es el tercer país con mayor número de especies, 256, después de Brasil y Malasia. Estas plantas se encuentran al nivel del mar y hasta los 3.200 metro sobre el nivel del mar.

Por ello en el Jardín Botánico del Quindío hay una maratónica carrera por conservarlas. En el momento allí hay 210 especies.

En este caso, esta institución tiene como objetivo el estudio de las especies con el fin de buscar su reproducción para una futura reintroducción a sus áreas de origen.