“Los demás quedaron enterrados ahí”: Testigo del alud de tierra en Rosas, Cauca

Twitter

En las horas de la madrugada del pasado domingo, un alud de tierra sepultó más de ocho casas en el municipio de Rosas Cauca, considerado como la entrada al corazón del macizo colombiano.

Hasta el momento se reporta que 17 personas perdieron la vida, de más de 32 que se encontraban al interior de las viviendas que fueron sepultadas por la tierra.

Algunos testigos manifestaron que previo al alud se sintió un temblor, el cual creen provocó la avalancha de tierra sobre las casas.

Las autoridades del municipio adelantaron labores de rescate minutos después que se presentara la avalancha de tierra.

Hasta las seis de la tarde el domingo las autoridades permitieron la búsqueda de las personas que se reportan como desaparecidas en el lugar.

En horas de la mañana se reiniciarán las labores de búsqueda de las demás personas que se encontraban en la zona afectada.

Mientras tanto, las autoridades del municipio han declarado calamidad pública.

“Se oía hacia abajo la gente gritar”

Habitantes de la vereda Portachuelo del municipio de Rosas Cauca, hablaron de los angustiosos y crudos momentos que padecieron algunos de sus familiares durante el alud de tierra.

Uno de ellos fue Gilberto Macías, familiar de varias de las personas que padecieron los estragos de la naturaleza en este lugar.

Para las cámaras de Caracol, el hombre narró como su hermano y su padre intentaron ayudar a las personas afectadas.

Lamentablemente cuando ingresaron a la zona vieron que todo estaba cubierto de lodo y tierra.

Jairo Torres, familiar de varias víctimas, narró como el alud le quitó la vida a sus tíos, primos y esposas, un total de 13 personas.

“Ahora con esto que es lo que vamos a hacer compañero”, manifestó, también, Alcibíades Macías, quien perdió a varios de sus familiares.

Alcibíades también declaró como un grupo completo de sus familiares quedó bajó el alud y solo uno de sus integrantes sobrevivió.

Familiares esperan ayuda del estado para poder enterrar a sus familiares.

Por otra parte, habitantes de la zona declararon que funcionarios del estado habrían estado en el lugar un mes antes, advirtiendo del peligro que corría la comunidad.

Incluso, anunciaron un desalojo de la zona por grandes filtraciones de agua que tenía la montaña que custodiaba las casas.

No obstante, parte de la comunidad denuncia negligencia por parte de las autoridades municipales a quienes habrían pedido ser reubicados debido al riesgo que presentaba la zona.

Mientras tanto el presidente de la República Iván Duque, hizo presencia en lugar para acompañar a los familiares de las víctimas y adelantar acciones.

“Los acompañamos en este difícil momento, tienen el apoyo de todo el país. Estamos tomando las acciones necesarias para atender a los damnificados”